SÍGUENOS:


Tener una vida digna, la eterna lucha.

Guatemala es un país integrado por 24 grupos lingüísticos y 4 pueblos: maya, Garífuna, Xinca y Mestizo o ladino. Según los últimos censos, la población indígena constituye 43% de la población total del país. Guatemala se ha caracterizado por una marcada exclusión histórica de los pueblos indígenas en general y de las mujeres en particular.

Por: Referente inciativa de género – Fe y Alegría Guatemala

 

El acceso a los servicios y recursos financieros formales, los servicios de salud y educación aún son limitados. Las desigualdades territoriales, étnicas y de género interrelacionadas intensifican las limitaciones de las mujeres, adolescentes y niñas para lograr una participación plena en el desarrollo.

 

La exclusión y el racismo han generado diversas formas de violencia y discriminación estructural, legal e institucional, que se profundizan en el caso de las mujeres indígenas, particularmente en aquellas que viven en las zonas rurales. Aunado a esto, se observa que la institucionalidad estatal a cargo del desarrollo sostenible y el crecimiento económico inclusivo es débil.

 

En Guatemala el reto fundamental de las mujeres indígenas es tener una vida digna. En esta construcción a las mujeres mayas no debería costarles la vida, pero en el entorno en el que viven el enfoque es sobrevivir. La cuestión cultural sigue determinando las oportunidades y la violación a sus derechos y en este caso el derecho a la educación, ya que se le da prioridad al niño para ir a la escuela.

Foto FyA Guatemala

Desde Fe y Alegría Guatemala es prioridad el derecho a la educación y en este caso la educación de niñas y mujeres, actualmente contamos con 21 de 53 comunidades educativas en áreas rurales indígenas. Es por esto que se nos ha hecho indispensable gestionar, y favorecer programas, proyectos y acciones para fortalecer la formación de las mujeres adolescentes y niñas.

 

Hace varios años hemos trazado una ruta de trabajo en esta línea, y desde el sub eje de Inclusión y género se ha gestionado y realizado varias acciones, respondiendo a las líneas de acción trazadas en la Política de Género y orientadas desde la iniciativa 11, entre de estas acciones podemos mencionar:

Foto FyA Guatemala

1. El proyecto Centro de Formación e Información Unesco Malala- Fe y Alegría.

 

Tiene como objetivo fortalecer las políticas educativas de la igualdad de género a nivel nacional y local a través de la creación de dos Centros UNESCO-Malala- Fe y Alegría en el altiplano occidental de Guatemala precisamente en el centro educativo N0 49 Santa María Chiquimula Totonicapán, fue lanzado en el mes de julio del 2018 ; A nivel nacional, el proyecto promueve la creación y aprobación de una Política Educativa para la Igualdad de Género, en la que desde el sub eje de inclusión y género se ha tenido participación, esta guiará la educación del país a garantizar el derecho a una educación de calidad, con énfasis en la perspectiva de género. Esta política se implementará con la participación e involucramiento del MINEDUC, para alcanzar el más alto nivel de apropiación y tener efecto en acciones educativas y de toma de decisiones del país.

 

Con estas acciones se pretende contribuir a la transformación de la educación tradicional rígida y excluyente y superar las barreras de exclusión, para promover una educación que sea pertinente y relevante para niñas, adolescentes y mujeres indígenas guatemaltecas, en un modelo extra curricular y no formal que contribuye a su desarrollo personal, social y económico.

2. PROYECTO LUZ DE LAS NIÑAS

 

Objetivo principal:
Empoderar a las niñas por medio de actividades lúdicas, espacios de reflexión, diálogo y participación dentro de la escuela, para el ejercicio de sus derechos y corresponsabilidades.
El empoderamiento femenino desde la niñez comienza con la escuela, con educación de calidad y acceso a la cultura, ciencia y la salud. Significa posibilidades para que las niñas se conviertan en todo lo que desean y hacer sus propias elecciones informadas. Significa tener las mismas oportunidades de trato, educación y salud que los niños, sin ser discriminadas por su género. Las niñas empoderadas son claves en la ruptura de ciclos de violencia y pobreza: Con más niñas empoderadas se evitan más embarazos indeseados, lo cual reduce muertes maternas y de recién nacidos, es por lo anterior y muchas causas más que vemos la importancia en que la intervención sea directa y sistemática.

3. Talleres mujeres líderes de CHIQUIMULA, IZABAL, PETÉN, TOTONICAPAN, QUICHE, SOLOLÁ Y HUEHUETENANGO

 

Objetivo:
Mejorar la permanencia en el sistema educativo de niñas y niños de estas comunidades haciendo valer el derecho a la educación principalmente.
El tema de género sigue siendo comunidades, debido a los altos índices de machismo, por lo que el rol de la mujer es limitado y pasivo, participando con presencia pero sin voz ni voto.
Se pretende fortalecer el liderazgo y empoderamiento de las mujeres en los temas de género y DDHH, para su futura incidencia, tanto en sus comunidades, empoderando a otras mujeres, como en sus propias familias, favoreciendo un cambio en las estructuras culturales eminentemente machistas que se viven en esas comunidades, y disminuyendo así este patrón de machismo, exclusión y violencia en las futuras generaciones.
Los talleres son enfocados en Crecimiento personal con enfoque de género y DDHH
1. Conocimiento personal: ejercicios para descubrir la parte vulnerada –enfoque de género-
2. Conocimiento personal: ejercicios para trabajar la parte vulnerada –enfoque de género-
3. Conocimiento personal: ejercicios para descubrir la positividad –enfoque de género-
4. Conocimiento personal: ejercicios para descubrir la positividad –enfoque de género- .

Foto FyA Guatemala

4. Programa de educación sexual integral con enfoque de género.

 

Este programa pretende fortalecer y transversalizar el enfoque de género en todos los centros educativos de Fe y Alegría Guatemala, y a la vez abordar la sexualidad desde lo afectivo y emocional ,que permita la toma de decisiones y la construcción de proyectos de vida.
Así mismo busca apoyar acciones encaminadas a garantizar el acceso a una educación en sexualidad integral y de calidad para jóvenes que asisten a la red de centros escolares de Fe y Alegría.
Viene a dar respuesta a la necesidad sentida por Fe y Alegría después de llevar a cabo el proyecto Cartas de mujeres, en donde quedó en evidencia que la violencia de género es uno de los indicadores que presentan índices más altos en los centros escolares de la institución.

Foto FyA Guatemala

5. Cartas de Mujeres
Rompiendo el Silencio de la Violencia

 

Objetivo:
Con el interés de aunar esfuerzos para la prevención de la violencia, Fe y Alegría hizo una alianza con la Cooperación Técnica Alemana GIZ, a través del Programa Fomento de la Seguridad Ciudadana Integral y Transformación de Conflictos Sociales -FOSIT-, el cual tiene como objetivo fortalecer redes y espacios de esfera pública existentes en torno a la prevención de la violencia y la transformación de conflictos, a través del fortalecimiento de capacidades técnicas y de gestión de conocimiento, tanto a nivel institucional como personal a través de la transferencia de metodologías y buenas prácticas para la prevención.

 

Por otra parte, se contribuye a promover la participación ciudadana y el fortalecimiento de los espacios de interacción entre la sociedad civil, el Estado y el sector privado, para la formulación de políticas municipales de prevención, como parte de la implementación de la Política Nacional de Prevención y en el diseño participativo de estrategias de Prevención de la Violencia contra la Mujer.

 

En esta línea se organizaron actividades conjuntas para dar a conocer la metodología de la Campaña Cartas de Mujeres, la cual implicó el desarrollo de talleres de formación a formadores. En los talleres participaron docentes y personal de la organización, quienes posteriormente desarrollaron talleres en cada uno de los centros educativos, dirigidos a la comunidad educativa (alumnos, docentes, padres y madres de familia), participando un total de 1,318 personas. De este ejercicio se recolectaron un total de 859 cartas que identifican diferentes formas de violencia, que acontecen en la niñez, la adolescencia y juventud y en la edad adulta de las mujeres.

 

©2020 Todos los derechos reservados